ASPECTOS PRÁCTICOS

COMPROMISO HORARIO

Las sesiones son semanales y, salvo excepciones puntuales, son, para el grupo de profundización todos los miércoles a las 20:30, y para el grupo de iniciación todos los lunes a las 20:30, en ambos casos en la sala Instituto Karuna en la Avenida de Europa nº 2, Murcia 30007, España (junto a la consulta del Dr. Pedro Castejón).

En Biodanza es fundamental el grupo humano, en el grupo nos vamos conociendo y se incrementa nuestra confianza mutua al vivenciar junt@s, así que para dotar a dicho grupo de la estabilidad necesaria se pide que, una vez comprobado que Biodanza es nuestro camino (para lo cual pueden hacer falta varias sesiones), se alcance un compromiso de asistencia a una sesión semanal.


ROPA E HIDRATACIÓN

Recomendamos asistir con ropa cómoda para la actividad física, y traer una botella de agua. Se practica descalzo o con calcetines anti-deslizamiento.


APORTACIÓN ECONÓMICA

Como en cualquier actividad humana, en Biodanza hemos de cubrir unos gastos. Los facilitadores empleamos muchas horas y recursos personales en preparar las sesiones, en efectuar el seguimiento semanal de los asistentes, hemos de pagar el alquiler de los locales y demás gastos (por ejemplo el de elaboración de esta página, el equipo musical, las cuotas asociativas, etc.). 
Además de cubrir los gastos, creemos que es justo y razonable recibir una contraprestación digna a cambio del servicio que ofrecemos. 



Para el curso 2019-20 se mantiene la aportación mensual base de 45 € al mes (típicamente 4 sesiones). No obstante, existirán otras opciones, como aportación por sesiones sueltas a razón de 15 €. Además, estudiaremos cada caso para atender a las personas con recursos escasos (desempleados, estudiantes, personas con empleos marginales ...) y nos esforzaremos en llevar a cabo la adaptación más adecuada a cada situación. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿QUÉ ES BIODANZA SRT?

INTRODUCCIÓN A BIODANZA SRT ¿Qué puedo esperar si practico Biodanza? Biodanza tiene un único objetivo: mejorar la vida de quien ...